Descripción

⏰ 📖 : 4 min.

1er GLIA – CDP & Casa Alianza – «Rally de Abuelos»

Categoría: Germinando Lazos
Fecha: enero 2020

Por primera vez visitaron a los adultos mayores de Casa de la Divina Providencia un grupo de once adolescentes de Casa Alianza. Puntuales, llegaron emocionados por vivir la experiencia de un encuentro Germinando Lazos.
En esta ocasión se realizó la actividad de «Rally de Abuelos» que consiste en que los participantes puedan  trabajar en equipos y a partir de actividades divertidas puedan ir generando vínculos entre ellos. Recién llegaron, los adolescentes tomaron asiento junto a los abuelitos, quienes ya les estaban esperando y les regalaron un fuerte aplauso de bienvenida. Como era su primera ocasión juntos, se les explicó en qué consistía el proyecto «Germinando Lazos» y por qué es importante fomentar relaciones sanas entre diferentes generaciones. Después se hicieron ejercicios de respiración para despejar la mente de pensamientos negativos y que la energía se equilibrara.
Cada equipo, conformado por adultos mayores y adolescentes, pudo presentarse y platicar sobre su origen, sus actividades favoritas y su historia de vida en general.
En seguida, pudieron comenzar con los «retos» que el rally les presenta, los cuales tienen que realizar para poder pasar al ejercicio final, que es una competencia entre todos los equipos. «Cuéntame una historia»; «Resuelve los acertijos» y «Este es mi huerto» son las actividades que tuvieron que hacer. Todas ellas promueven el trabajo en colectivo y permiten entablar un diálogo entre los diferentes participantes, compartiendo las historias pasadas de los abuelitos y la vida presente de los adolescentes; Ejercitando la mente al resolver acertijos y relatando los aprendizajes que han tenido en el huerto urbano los adultos mayores.
Finalmente pudieron realizar el reto físico de «Cubetas a la Pelota» en donde cada equipo eligió a sus representantes quienes llevaron pelotas entre las piernas (sin que se les cayeran) y las depositaron en la cubeta que les correspondía. ¡Quien tuviera más pelotas ganaba! Fue un momento de muchas risas y diversión.
Como todo se pausa en algún punto,  después de disfrutar sus compañías, un par de chicos compartieron lo agradecidos y contentos que estuvieron dentro del encuentro. Cinco chicas regalaron unos ojos de dios que ellas hicieron a diferentes abuelitas. Como siempre, los adultos mayores cantaron su porra de despedida que agradece el estar ahí con ellos. Antes de irse, los adolescentes pudieron visitar el huerto urbano, sorprendidos manifestaron curiosidad y ganas de seguir aprendiendo con los abuelitos.

Texto: Coral Gómez

MÁS ACTIVIDADES

Ver más