⏰ 📖 : 5 min.

El concepto más importante que quiero que se quede en el pensamiento y el corazón de los niños que participan en nuestro proyecto (Germinando Lazos), es sin duda el respeto como ley de vida, inclusive si la mayoría de las personas no la siguen. En la era de la velocidad extrema y la desconexión humana, que se sustituye por conexión digital a distancia, la información superficial y desechable se consume a atracones y se ignora lo fundamental en cuanto a relaciones interpersonales, como si de pronto miles de años de historia y experiencias humanas ya no sirvieran para la vida “actual” y fueran únicamente recuerdos en programas de televisión.

Entender bien el concepto de respeto y aprender a respetar no sólo es la base de la educación, sino también de la sana convivencia. Una persona que realmente respeta, sabe cuidar sus palabras y sus acciones para evitar dañar a otros. Un niño que comprende el significado del respeto, es un niño que entiende de límites y en consecuencia lo prepara como un ser humano consciente de sus semejantes y su entorno, así mismo puede entender cómo impactan en ellos sus acciones o inacciones. No tiene que ver con obediencia, sino con comprender el concepto.

Hasta aquí, podría parecer que el respeto sólo sirve para formar “gente educada”, pero si bien eso es cierto, no es lo más importante. El respeto es un concepto clave para poder conocer el verdadero amor, pues es la forma más básica de él. Un amor sin respeto es en realidad un apego o una neurosis de control y manipulación entre personas. No se puede amar verdaderamente a alguien si falta el respeto: “Te amo pero: cambia/haz lo que digo o te golpeo/te humillo/te uso”. Ello claramente no manifiesta amor verdadero.

A los niños les suelo decir que: “La única regla de este planeta es el respeto”, porque confío en que es mucho más probable que se aprendan una sola regla y después la vayan encontrando (entera o en partes) dentro de las diferentes realidades de su entorno como la naturaleza, color de piel, género, nacionalidad, grupo étnico y sociedad en general. De esta manera, se van dando cuenta que donde falta el respeto es donde suelen estar la violencia, el abuso, la destrucción y el sabor amargo de la vida. Este panorama les es muy útil cuando comienzan a aprender en su casa hogar o en su escuela que es válido alejarse de las personas que no los respetan, aún cuando sean su familia, y mejor buscar amistades positivas y respetuosas que brinden armonía a su vida.

-Editado por Tania Pineda J.

Para no chotear a Aretha, les dejo “Little Respect” de Erasure (con letra subtitulada), que forma parte de mis recuerdos de infancia. Esta canción es de las favoritas de mi madre y parte de la pista musical de las vacaciones de verano en las playas Veracruz con mis primos, tías, mamá y hermana en los 80’s.